top of page

507. Tras el Ocaso

Tras el ocaso despunta el alba, el sol fulgente su luz dará; ya viene el día de eterna dicha, con Cristo en gloria, ¡Oh qué será!
II
Tras el ocaso, nada de sombras, no habrá más llanto, no habrá ansiedad; allá en el cielo disfrutaremos de sempiterna felicidad.
III
Tras el ocaso la tierna mano de Dios el Padre me sostendrá; a las mansiones que ha preparado para sus hijos, me llevará.
IV
Tras el ocaso vislumbro un cielo, donde me espera mi Salvador; con mis amados seré reunido en las moradas de luz y amor. Amén.

somos una iglesia familiar

Logo Iglesia Bautista Manantial de Vida
bottom of page